El caso Barcelona que puede cambiar al fútbol: la puja por el sueldo entre el plantel y el club

El plantel del Barcelona, capitaneado por Lionel Messi, rechazó este jueves la propuesta de rebaja salarial presentada por el club frente a las dificultades financieras derivadas de la pandemia global de coronavirus, aunque la dirigencia del club catalán ratificó que reducirá los sueldos de acuerdo a como la permite la legislación española.

La decisión adoptada por la “junta” de capitanes comandada por el astro argentino fue informada por el diario “As”, según el cual el Consejo de Administración del club se reunirá para evaluar los pasos a seguir.Frente a la negativa del plantel a aceptar un recorte salarial que rondaría el cincuenta por ciento (setenta por ciento en otras disciplinas deportivas) las opciones son intentar una mediación o confrontar, según el diario.

En la discusión también participaron los representantes de los planteles de fútbol femenino (Vicky Losada), básquetbol (el crota Ante Tomic), handball (Víctor Tomás), futsal (Sergio Lozano) y hockey sobre patines (Aitor Egurrola).

No obstante, el club “culé” redobló la apuesta esta noche y comunicó que apelará a un recurso que permite la actual legislación española, como es pedir un Expediente de Regulación Temporal de Empleo (ERTE), al igual que ya lo hicieron muchas empresas del país ibérico.

El ERTE es un procedimiento administrativo por el que un empresario “puede suspender o reducir el contrato de trabajo de sus trabajadores de forma temporal”, y entre las causas para solicitarlo están las de “suspensión o cancelación de actividades; cierre temporal de locales de afluencia pública; y situaciones urgentes y extraordinarias debidas al contagio de la plantilla o la adopción de medidas de aislamiento preventivo decretados por la autoridad sanitaria”.

Así las cosas, la Junta Directiva del Barcelona resolvió esta noche que recurrirán al ERTE: “Se tramitarán varios expedientes relativos al área deportiva (fútbol y otros deportes profesionales), así como pare el resto de personal no deportivo”, señaló el diario “Marca”.

“Básicamente se trata de una reducción de la jornada laboral, impuesta por las circunstancias y las medidas de protección llevadas a término, y, como consecuencia, la reducción proporcional de las retribuciones previstas en sus respectivos contratos”, concluyó la dirigencia que encabeza Josep María Bartomeu.

La pandemia de Covid-19 generó un impacto muy alto en las finanzas del club “blaugrana”, cuyo presupuesto en materia de salarios para esta temporada asciende a 507 millones de euros y que tenía previstos ingresos por 374 millones de euros por contratos comerciales que difícilmente pueda sumar frente a esta situación, informó la agencia ANSA.

messi_1585269386.jpg