Comenzó el diálogo para evitar la interna del peronismo cordobés

Los contactos telefónicos comenzaron el jueves pasado y se convertirán en reuniones personales la semana que viene. Luego de varios meses de enfrentamiento, el schiarettismo y los albertistas cordobeses comenzaron un diálogo para evitar la interna del PJ provincial, fijada para el 26 de abril.

Si bien la negociación está en una etapa inicial, ya habría un consenso clave para poder avanzar hacia una lista única: el gobernador Juan Schiaretti será el presidente del partido a nivel provincial, mientras que el intendente de Córdoba, Martín Llaryora, encabece el PJ Capital.

En un marcado clima de hermetismo, los negociadores por parte del gobernador Schiaretti son el presidente del PJ provincial, Oscar González, y el secretario de Integración Regional, Jorge “Zurdo” Montoya.

Mientras que el senador nacional Carlos Caserio es el interlocutor de los albertistas, en contacto con su mesa chica que integran dos funcionarios nacionales, como Martín Gill (Obras Públicas) y Walter Saieg (Transporte), y los legisladores provinciales Carlos Presas y Rodrigo Rufeil.

Por el lado del cristinismo, quien negociará será la diputada nacional Gabriela Estévez. Los K nunca tuvieron representación oficial en la estructura del partido en Córdoba. Ahora, desde el Centro Cívico impulsan que estén “todos adentro”.

Como no habría disidencias sobre la conducción de partido y del principal distrito electoral, que es la Capital, la negociación se concentrará en una definición que vienen sosteniendo los schiarettistas: “Todos los sectores internos tendrán representación en la lista, de acuerdo con su representación”.

Sin poder contar los porotos en las urnas, no será fácil acordar cuál es la representación de cada grupo interno. Especialmente los albertistas, que son dirigentes que en su gran mayoría estuvieron con el gobernador, pero se distanciaron durante la campaña presidencial para respaldar a la fórmula Alberto Fernández-Cristina Fernández de Kirchner.

Consenso

Oscar González no dio precisiones sobre estos primeros contactos, pero admitió que, por primera vez, hay un diálogo con los peronistas que responden al Presidente de la Nación.

“Siempre dije que confiaba en que habría consenso y estamos comenzando un diálogo que seguramente terminará en una lista de unidad”, afirmó el dirigente de Traslasierra sin dar detalles sobre las primeras conversaciones, que al parecer fueron sólo telefónicas.

Desde la otra vereda, Caserio tampoco rompió el primer compromiso de no hablar sobre la negociación hasta no tener mayores certezas.

“Siempre dijimos que nosotros no queríamos dividir el peronismo de Córdoba. Simplemente, queremos respaldar la gestión del presidente Alberto Fernández, que es un compañero que derrotó a (Mauricio) Macri en las urnas y ahora necesita de todos, porque heredó una situación muy difícil”, argumentó el senador nacional.

Si bien es un hecho que no habrá una pulseada provincial, la tarea más complicada de los negociadores será destrabar la interna en los departamentos en los cuales hay una fuerte y pareja puja entre schiarettistas y albertistas.

Se trata de Colón, Santa María, San Martín y algunos del norte provincial. Son departamentos en los cuales hay un enfrentamiento entre dirigentes con mucha inserción territorial.

Walter Saieg está enfrentado con el ministro de Gobierno, Facundo Torres, en Santa María. Presas y Rufeil se sacan chispas con intendentes schiarettistas en Colón. Mientras que Gill tiene una dura pulseada con Eduardo Accastello en San Martín.

6 de abril: Fecha límite

El 6 de abril vence el plazo de la presentación de listas para la interna del PJ provincial del 26 de abril. Los negociadores tienen más de 20 días para lograr una lista de consenso, mientras en los distintos departamentos schiarettistas y albertistas están armando las listas. Lo más complicado será lograr el consenso en algunos departamentos del interior.

Negociaciones. González, Fortuna y Carlos Caserio, en otros tiempos. Ahora volvieron a dialogar. (La Voz/ Archivo)